27/4/12

Ni por activa ni por pasiva: PP NO


Poner la calle a gobernar · 2
El primer dilema se ha resuelto cortando de un tajo como si de un nudo gordiano se tratara. No habrá una Andalucía extremadurizada. IU Andalucía no se votará a sí misma ni permitirá la presidencia de la Junta para Arenas con gobierno PP.
El debate sobre la investidura se ha orientado a las condiciones a exigir y a imponer al candidato del PSOE, y a la necesidad de escrupulosidad democrática en la deliberación y toma de decisiones de las bases de la afiliación de IU Andalucía. El acuerdo generalizado en IU Andalucía es blindar la opción que cierra el acceso de Arenas y el PP al gobierno de la Junta de Andalucía.
El PSOE ha ido aplicando, en sus treinta años de reinado absoluto, políticas neoliberales de recortes y privatizadoras; medidas que eran propias y correspondían a los intereses de la derecha, mientras perjudicaban a la población trabajadora. En muchas poblaciones el PSOE encarnaba lo caciquil. Desde la Junta se tejió una telaraña clientelar con un reguero de corrupción que ha erosionado una fiel base social. Sin embargo su extracción social también le obligaba a mantener un mínimo estímulo a la población trabajadora modesta, lo cual se ha percibido que se anularía y destruiría con el señorito representante más directo de los terratenientes que es Arenas y el PP.  La ciudadanía electora ha situado  por delante los elementos políticos que representen un claro giro a la izquierda para enfrentarse a la crisis: el desmantelamiento caciquil y de la corrupción socialista clientelar.
Trinchera autonómica
Movilizar y gobernar

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada